Historias de Terror

Son tantas las familias de todo el país que acuden a nosotros buscando desesperadamente un diagnóstico y una solución a los problemas constructivos de su casa, que nos decidimos a escribir estas historias de terror. El título tal vez lo reputes por sensacionalista, pero no te apresures a juzgar, que cuando hayas leído las experiencias de estas familias verás que realmente son historias de terror; que en esto no valen los eufemismos.

Nuestra intención es evitar que te pase. Tu mejor defensa es estar informado y educado, para que cuentes con un mejor criterio para elegir con conocimiento. No queremos que te conviertas en otra historia de terror. Tampoco pretendemos acusar los errores de los demás, porque nadie es infalible y todos, absolutamente todos, nos equivocamos (nosotros también), aunque nos cueste aceptarlo y reconocerlo. Pero seamos claros en esto, una cosa es una omisión que se perdona, porque ¿quién hay que nunca se equivoque?, y otra muy diferente es ser negligente.

Nos afligen los sueños rotos y esperanzas truncas de familias que con el esfuerzo de una vida sufren una experiencia amarga y lamentable. Y lo peor, muchas veces los defectos no tienen reparación posible. Humildemente, queremos contar sus historias, para que podamos aprender y no repetirlas.

Hoy te traemos la historia de María, de Mar del Plata.

Escribe Juan Báez


Un sábado como cualquier otro, recibo este mensaje:

"Hola, quería consultarte si hacen trabajos de revisión en mar del plata. Hice una ampliación en dos plantas cuando nacieron mis hijos hace tres años y ya tuve que arreglar muchas cosas. Ahora debo hacer un arreglo en la parte de construcción húmeda (la original) y estoy aterrada que me hayan hecho cualquier cosa en la ampliación de steel Frame. Me da miedo que con la vibración de romper el ladrillo en el comedor se desajusten los tornillos de las piezas. Por eso antes de hacer nada quiero que venga alguien con experiencia a revisar que esté todo bien y no se me venga la casa abajo."

Intrigado, leí de nuevo el mensaje, porque no lo terminaba de entender... Tenía en claro que María necesitaba hacer una demolición pequeña (abrir un vano en una pared de mampostería) pero no entendía por qué su temor a que esto pudiera afectar la construcción hecha con Steel Frame. Le pedí fotos y videos, y a los pocos minutos llegaron. Las patologías eran patentes. Fisuras en el revestimiento exterior, descascaramiento de la pintura, filtraciones de agua en ventanas.

La casa en Mar del Plata.
Aquí la ampliación de dos plantas.



Fisuras en el revestimiento exterior.
Se observa descascaramiento del revestimiento exterior y fisuras. El revestimiento exterior tuvo varias fisuras en las uniones entre placas, y tan pronto como se repararon se volvieron a fisurar. La ampliación está revestida con placas cementicias, las cuales, como su mismo nombre lo indica, están compuestas por cemento, material que conduce muy bien el calor. Así, con el calor, se expanden y con el frío se contraen, produciendo fisuras en las uniones inevitablemente. El material, en definitiva, no hace otras cosa que lo que su misma naturaleza le dicta. Se puede reparar unas cien veces, y fisurar otras tantas, porque el material sólo se comporta como lo determina su naturaleza.



Antepecho sin pendiente.
Las ventanas filtraban en el encuentro entre jambas y antepecho. En los antepechos, sin pendiente, el agua se represaba y quedaba estancada. Finalmente terminaba entrando en la esquina interior que forman el antepecho con las jambas. María tuvo que improvisar, con un pedazo de cerámico, unos antepechos y darles pendiente para evitar el ingreso de agua. Además, las esquinas del vano están terminadas con cantoneras de metal, que con el calor se expanden y producen fisuras, como las que se comienzan a acusar en esta ampliación de apenas 3 años.



Hasta aquí, nada estructuralmente grave, hasta que llegó esta foto:

Entrepiso mal ejecutado.
Mira detenidamente. Las vigas de entrepiso no apoyan sobre el panel de planta baja, mejor dicho, sobre los montantes de planta baja, respetando el principio del "inline framing" por el cual almas de vigas y almas de montantes deben estar alineadas para trasnmitir las cargas linealmente. Por el contrario, los montantes viajan completos desde la planta baja hasta la planta alta. Las vigas de entrepiso se encastran en un perfil solera PGU, que está atornillado a los montantes. Así, el peso completo del entrepiso lo soportan los tornillos, no el alma de los montantes.



Entrepiso mal ejecutado.
Observa el círculo rojo grande. La cabriada que sirve como apoyo intermedio a las vigas de entrepiso apoya sobre un vano (una ventana) que no tiene dintel. Literalmente toda la carga que debe soportar el entrepiso cae sobre una ventana que no cuenta con dintel para desviarla. Observa ahora el círculo rojo pequeño. Otra cabriada como apoyo intermedio que descansa sobre un solo montante. Toda la carga está sobre este montante solo, que debe recibir todo el peso sin poder distribuirlo uniformemente. No hay aquí una sola cosa que respete principios elementales del sistema constructivo.

Mira la foto nuevamente y advierte las vigas de entrepiso con perfiles PGC de 100 mm. de ancho de alma y espesor de 0,94 mm. cuando, a juzgar por la luz, debieran tener no menos de 200 mm. y 2 mm. Un pobre intento de viga reticulada como apoyo intermedio, que a su vez apoya sobre un vano sin dintel. No podía encontrar nada en la foto que respetara mínimamente la manera correcta de armar una estructura de acero. Sentí lástima por María y una decepción difícil de explicar. Y entendí por qué su profunda preocupación. Así armado, el entrepiso vibra, cimbra y rebota cuando se lo camina. No se siente seguro y firme, como debería. La estructura de acero está ejecutada negligente, inescrupulosamente. Lamentablemente para María, los errores están más allá de cualquier reparación posible. Es necesario desarmar todo y hacerlo de nuevo. Sencillamente no es seguro. Alguien podría salir lastimado.

Hoy, la planta alta está desocupada y vacía. Sí, vacía, como la esperanza y los sueños de María y su familia.


Si te interesa este tema, te recomendamos que sigas leyendo:

Mueble de Cocina, la Guía Definitiva

Cubiertas de chapa, 3 mitos. Cuáles son y por qué son infundados.

¿Cuál es la diferencia entre Steel Frame y Tradicional? ¿En qué se diferencian realmente ambos sistemas constructivos? ¿Cuál elegir?

Problema con Steel Framing



¿Dudas? ¿Preguntas? ¿Qué te pareció lo que leíste? ¡Deja tus comentarios!